Bani Israel

prioridad: b, calidad: b
sin categoría
sin ficha
sin navbox
De wikishia

Bani Israel (literalmente: hijos de Jacob) es una expresión utilizada en el Corán para referirse a los hijos del Profeta Jacob (P) y los pueblos y clanes que fueron de sus descendientes. En el Corán se ha hablado de las bendiciones y los castigos de Dios para el pueblo de Bani Israel y también los mandatos de Dios para esta gente durante diferentes períodos desde la profecía del Profeta Jacob (P) hasta los tiempos del Profeta Muhammad (PBD).

Israel fue un apodo del profeta Jacob que significa “Siervo de Dios”. En los tiempos del profeta José (P), los hijos de Jacob (P) emigraron a Egipto y sus descendientes residieron allí hasta la época del Profeta Moisés (P), y luego abandonaron Egipto, debido a la opresión de Faraón.

Los Bani Israel fueron testigos de muchos milagros durante los tiempos del Profeta Moisés (P), entre ellos pasar el Nilo y la salvación de las fuerzas de Faraón. Sin embargo, cuando Moisés (P) fue al monte Sinaí y estuvo ausente por un corto tiempo, se volvieron idólatras, adorando a un ídolo becerro.
Después del fallecimiento de Moisés (P) y Josué (P), comenzó la era de los jueces de Bani Israel quienes no eran reyes y solo juzgaban entre la gente. Años más tarde, comenzó la era de los reyes de Bani Israel con el reinado de Saúl, y luego con David (P) y Salomón (P). Después de Salomón (P), su hijo se convirtió en rey, pero diez tribus de las doce tribus de Bani Israel no lo siguieron, y solo dos tribus de Benjamín y Judá lo obedecieron. Ellos residían en una región llamada Judá en Jerusalén. El término “judío" es derivado del nombre de esta tribu.
Durante la época de Salomón (P), se construyó un templo para la adoración a Dios, llamado Templo de Salomón, el cual fue destruido varias veces debido a los conflictos entre las tribus de Bani Israel y también por la ocupación de Jerusalén.

Terminología

Bani Israel significa literalmente “hijos de Jacob”. “Bani” (بنی) es un término árabe que significa hijos y descendientes. Israel (اسرائیل) es un término de origen hebreo que según algunos informes, significa “Siervo de Dios” o “elegido de Dios”[1] y fue utilizado como un apodo para el Profeta Jacob (P). La expresión “Bani Israel” en su uso común, se refiere al pueblo judío después del Profeta Moisés (P)[2] y también a los descendientes del Profeta Jacob (P).[3]

Historia

Durante los tiempos del profeta José (P), el Profeta Jacob (P) y sus hijos emigraron a Egipto tras una hambruna en su tierra natal, Canaán.[4] Los descendientes de Jacob (P) permanecieron en Egipto hasta la época del profeta Moisés (P). En ese tiempo, la presión del gobierno de Faraón, el pueblo de Bani Israel abandonó Egipto y regresó a Canaán bajo el liderazgo de Moisés (P). Ellos vagaron por el desierto del Sinaí durante unos cuarenta años[5] hasta que, después del fallecimiento de Moisés (P), su sucesor Josué conquistó Canaán.[6]
Desde el punto de vista de los árabes de la época pre-islámica, este pueblo era considerado favorecido debido a que tenía un libro sagrado, rituales religiosos especiales y antecedentes históricos. Sin embargo, después de la aparición del Islam los judíos israelitas se convirtieron en un grupo con una identidad rival en contra de los musulmanes.[7]

La época de los jueces de Bani Israel

Después de Josué (P), el sucesor de Moisés, muchas personalidades asumieron el liderazgo del pueblo de Bani Israel. Estas personas llegaron a ser conocidas como Jueces, ya que a pesar de que no eran reyes, juzgaban entre la gente. El último juez del pueblo de Bani Israel fue Samuel. Después de él, la época de los reyes de Bani Israel comenzó con el liderazgo de Saúl, luego con David (P) y Salomón (P).[8]
Según el Antiguo Testamento, después del fallecimiento de Salomón (P), su hijo asumió el gobierno, pero diez tribus de las doce tribus de los israelitas rechazaron su mando, y solo los descendientes de Judá y Benjamín siguieron su mando. Ellos residían en una pequeña tierra llamada Judá, que incluía la ciudad de Jerusalén (Quds). El título judío es derivado de este pueblo. Se ha narrado que las otras diez tribus formaron un gobierno independiente llamado Israel.[9]

El Primer Templo

El Templo de Salomón es un templo que fue construido durante siete años y medio en Jerusalén en el Monte Moriá.[10] Después de la división y los conflictos internos de Bani Israel, Bujt al-Nasr, el rey de Babilonia, destruyó este templo y este pueblo fue llevado cautivo a Babilonia.[11] Más tarde, el imperio Persa aumento su poder en Irán y el rey iraní, Ciro conquistó Babilonia y permitió que los israelitas regresaran a su tierra. Ellos reconstruyeron nuevamente el Templo de Salomón, pero después de un tiempo hubo un conflicto entre ellos y los romanos, quienes ocuparon Jerusalén en el año 70 D.C. y destruyeron el Templo de Salomón (P) por segunda vez. Después de eso, el pueblo de Bani Israel se dispersó por completo en diferentes regiones.[12]

En el Corán

La expresión "Bani Israel" se ha usado 41 veces en el Corán,[13] refiriéndose principalmente a los seguidores del Profeta Moisés (P), en otras palabras, se refiere a la generación de Jacob después de Moisés.[14] Algunas aleyas del Corán con respecto a los hijos de Israel se tratan de los siguientes temas:

  • los líderes de Bani Israel,
  • las bendiciones de Dios para Bani Israel,
  • los mandatos de Dios para este pueblo
  • Criticas y castigos para Bani Israel:

Los doce representantes (Nuqaba)

El Corán hace mención a doce líderes de Bani Israel usando el título “Naqib” (representante) sobre los cuales los exégetas musulmanes han mencionado varios significados, incluyendo:[15]

  • Líderes de Bani Israel[16]
  • Testigos ante los cuales los hijos de Israel juraron lealtad a Dios o a Moisés (P).[17]
  • Los garantes de quienes Dios o Moisés (P) tomaron un pacto[18]
  • Hijos de Jacob.[19]

Bendiciones de Dios para este pueblo

El Corán ha mencionado en varios casos las bendiciones que han disfrutado los hijos de Jacob.[20] Estas bendiciones incluyen las siguientes:

  • Darles los mandatos especiales de Dios (para que distinguieran entre el bien y el mal), la profecía y el libro celestial.[21]
  • Proveerles con un sustento bueno.[22]
  • El envío de nubes para sombrar y proteger al pueblo del calor del desierto.[23]
  • Favorecerlos sobre el mundo.[24]
  • Salvación de la tiranía de los enemigos.[25]
  • Otorgarles el mejor lugar para vivir.[26]
  • Mostrarles los milagros divinos.[27]

Los mandatos de Dios para Bani Israel

En el Corán, Dios ha dado ciertos mandamientos a Bani Israel, entre ellos:

  • Fidelidad a la promesa.[28]
  • Temor a Dios.[29]
  • Fe en la Revelación Divina.[30]
  • No ocultar la verdad y no mezclar la verdad con la falsedad.[31]
  • Rezar y pagar el Zakat.[32]
  • Adoración a Dios, benevolencia con los padres y ayudar a los huérfanos y pobres.[33]
  • Hablar bien de manera apropiada.[34]
  • No exagerar en sus creencias religiosas.[35]

Criticas

El pueblo de Bani Israel ha sido criticado en varias aleyas del Corán. En estas aleyas se hace mención a castigos divinos para este pueblo, tales como maldiciones y desgracias en este mundo y en el más allá. La razón de estos castigos fueron los pecados de este pueblo.[36] incluyendo:

  • Caer en el extravío y la idolatría a pesar de ser testigos de muchos milagros y signos.[37]
  • Desobediencia a los profetas.[38]
  • Negar la profecía del Profeta del Islam (PBD).[39]
  • No actuar de acuerdo al Libro Sagrado.[40]
  • Desperdicio de los dones de Dios.[41]
  • Idolatría.[42]
  • Molestar, negar y matar a los profetas.[43]
  • División y conflicto a pesar de las bendiciones divinas.[44]
  • Corrupción en la tierra.[45]
  • Encomendar a otros a hacer el bien mientras que ellos mismos no hacían el bien.[46]
  • Adorar al ídolo becerro[47]
  • Exigir ver a Dios.[48]
  • Exponer excusas.[49]
  • El amor al dinero y la jactancia.[50]
  • Derramamiento de sangre[51]
  • Arrogancia ante los mensajeros de Dios.[52]

En la Biblia

En la Biblia, se hace mención al pueblo de Bani Israel con expresiones como la generación de Israel (Jacob), un grupo de creyentes, y el Reino de Israel.[53]
En el Antiguo Testamento, la historia de Jacob y sus hijos comienza con la hambruna en la región de Canaán, la emigración de Jacob a Egipto y su encuentro con José.[54] A continuación, se habla de su avance y la presencia de muchos profetas entre ellos.[55]

Profetas de Bani Israel

Según algunos hadices, los judíos de Bani Israel tenían seiscientos profetas, el primero de los cuales fue Moisés (P) y el último fue Jesús (P).[56] Entre estos profetas, Moisés (P) y Jesús (P) han sido de los archi-profetas; es decir, los profetas que habían traído una religión nueva que Dios les había revelado.[57] Algunos otros profetas de Bani Israel son: Jacob, José, Josué, Aarón, David, Salomón, Elías, Eliseo, Jonás, Uzair y Zacarías.[58]

Pascua

Según el Antiguo Testamento, después de la matanza y la presión de los gobernantes de Egipto sobre el pueblo de Bani Israel, Moisés (P) reunió a los líderes del pueblo y les dijo que regresaran a la región de Canaán. Moisés y su hermano Aarón fueron a Egipto y a través de algunos milagros, crearon algunos problemas para el Faraón, hasta que se vio obligado a liberar al pueblo de Bani Israel. Los judíos celebran este día de liberación como día de Pascua.[59]

Adoración al ídolo becerro

La historia de la adoración del becerro por el pueblo de Israel se ha narrado tanto en el Corán como en la Biblia. Según el informe del Antiguo Testamento, cuando Moisés (P) se demoró en regresar del Monte Sinaí, los hijos de Israel fueron ante Aarón (P) y le pidieron que les hiciera un dios. Finalmente, ellos mismos hicieron un becerro de oro y lo adoraron. Moisés (P) cuando regresó ante su pueblo, se molestó al ver la adoración del becerro por los israelitas. Entonces rompió la tabla de piedra que tenía en su mano y nuevamente oró durante cuarenta días para recibirla de nuevo.[60] El Corán narra esta historia con algunas diferencias, por ejemplo, en la versión narrada por el Corán Aarón (P) no tenía culpa en la idolatría del pueblo, más bien, otra persona llamada Samiri fue el que fabricó el ídolo e invitó a la gente a adorarlo.[61]

Notas

  1. Dehjoda, Diccionario, 1377, vol.2, p.2246.
  2. Hashemi Rafsanyani, Farhang Qur’an, 1385, vol.6, p.294.
  3. Mehrwash, “Bani Israel”, 1383, volumen 12, página 629.
  4. Instituto de Investigación Islámica, Farhang Shia, 1386, página 262.
  5. Towfiqi, Grandes religiones, 1389, p.83.
  6. Towfiqi, Grandes religiones, 1389, p.83.
  7. Mehrwash, “Bani Israel”, 1383, volumen 12, página 629.
  8. Towfiqi, Grandes religiones, 1389, págs. 91 y 93.
  9. Towfiqi, Grandes religiones, 1389, p.95.
  10. Hassanzadeh Amoli, Dorus Ma’refat al-Nafs, 1381, página 615.
  11. Faiz Kashani, Al-Asfa fi Tafsir al-Qur’an, 1418 H, Vol. 1, pág. 409.
  12. Towfiqi, Grandes religiones, 1389, p.83.
  13. Ruhi, “La imagen de Bani Israel en el Corán y la Biblia”, 1384, página 55.
  14. Ruhi, “La imagen de Bani Israel en el Corán y la Biblia”, 1384, página 58.
  15. Ruhi, “La imagen de Bani Israel en el Corán y la Biblia”, 1384, página 58.
  16. Tusi, Al-Tibian, vol.3, p.465.
  17. Tusi, Al-Tibian, vol.3, p.465.
  18. Qomi Mashhadi, Tafsir Kanz al-Daqaeq, 1368, vol.4, p.60.
  19. Al-Arusi al-Huwaizi, Tafsir Nur al-Zaqalain, 1415 H, vol.2, p.87.
  20. Ruhi, “La imagen de Bani Israel en el Corán y la Biblia”, 1384, página 58.
  21. Ver: Sura Yasiya, versículo 16.
  22. Ver: Sura Yasiya, versículo 16.
  23. Ver: Sura Baqara, versículo 57.
  24. Ver: Sura Baqara, versículo 122.
  25. Ver: Sura Taha, versículo 80.
  26. Ver: Sura Isra, versículo 104.
  27. Ver: Sura Yunus, versículo 90.
  28. Ver: Sura Baqara, versículo 45.
  29. Ver: Sura Baqara, versículo 40.
  30. Ver: Sura Baqara, versículo 41.
  31. Ver: Sura Baqara, versículo 42.
  32. Ver: Sura Baqara, versículo 43.
  33. Ver: Sura Baqara, versículo 83.
  34. Ver: Sura Baqara, versículo 83.
  35. Ver: Sura Baqara, versículo 81.
  36. Ruhi, “La Imagen de Bani Israel en el Corán y la Biblia”, 1384, p.60.
  37. Ver: Sura Baqara, versículo 211.
  38. Ver: Sura Baqara, versículo 246.
  39. Ver: Sura Shu’ara, versículo 197.
  40. Ver: Sura Baqara, versículo 85.
  41. Ver: Sura Ma’idah, versículo 32.
  42. Ver: Sura Al-Ma’ida, versículo 72.
  43. Ver: Sura Al-Ma’ida, versículo 110.
  44. Ver: Sura Yunus, versículo 93.
  45. Ver: Sura Isra, versículo 4.
  46. Ver: Sura Baqara, versículo 44.
  47. 48.
  48. Ver: Sura Baqara, versículo 55.
  49. Ver: Sura Baqara, versículo 61.
  50. Ver: Sura Baqara, versículo 51.
  51. Ver: Sura Baqara, versículos 84 y 85.
  52. Ver: Sura Al-Baqara, versículos 83 y 87.
  53. Ruhi, “La imagen de Bani Israel en el Corán y la Biblia”, 1384, página 56.
  54. La Biblia, El viaje de Génesis, 46-47.
  55. Ruhi, “La imagen de Bani Israel en el Corán y la Biblia”, página 56.
  56. Saduq, Al-Jisal, Vol. 2, página 624.
  57. Motahari, colección de obras, 1377, vol.2, p.168.
  58. Motahari, colección de obras, 1377, vol.2, p.168.
  59. Ruhi, “La imagen de Bani Israel en el Corán y la Biblia”, 1384, página 56.
  60. Towfiqi, Grandes religiones, 1389, p.89.
  61. Towfiqi, Grandes religiones, 1389, p.89.

Bibliografía

  • Al-Arusi al-Huwaizi, Abd Ali, Tafsir Nur al-Zaqalain, Qom, Ismailian, 4ª edición, 1415 H.
  • Faehang Shia, Qom, Zamzam Hedayat , segunda edición, 1386 S.
  • Faiz Kashani, Mul-la Mohsen, Al-Asfa fi Tafsir al-Qur'an, Qom, primera edición, 1418 H.
  • Hashemi Rafsanyani, Akbar, Farhang Qur'an, Qom, Bustan Kitab, 1385 S.
  • Hassanzadeh Amoli, Hassan, Dorus Ma’refat al-Nafs, Qom, primera edición, 1381 S.
  • Mehrwash, Farhang, "Bani Israel", en la Gran Enciclopedia Islámica, Teherán, 1383 S.
  • Motahari, Morteza, colección de obras, Teherán, Sadra, 1377 S.
  • Qomi Mashhadi, Mohammad Ibn Mohammad Reza, Tafsir Kanz al-Daqaeq, Teherán, primera edición, 1368 S.
  • Ruhi, Abulfazl, "La imagen de Bani Israel en el Corán y la Biblia", en Revista Marifat, No. 95, noviembre de 1384 S.
  • Towfiqi, Hossein, Grandes Religiones, Teherán, 13ª edición, 1389 S.
  • Tusi Muhammad Ibn Hasan, al-Tibyan fi Tafsir al-Qur'an, Beirut, Dar Ihya al-Turaz al-Arabi.