Ángel

prioridad: b, calidad: b
sin navbox
De wikishia

Los ángeles o Mala'ika (en árabe: الملائكة), según la creencia de los musulmanes, son seres sobrenaturales e invisibles que se encargan de cumplir las órdenes de Dios en este mundo y en el más allá. Los teólogos musulmanes los consideran seres celestiales que toman diferentes formas corporales, pero los filósofos consideran que los ángeles no tienen cuerpo físico.

Según la Escuela Shia, los ángeles son infalibles, en el sentido de que no pueden cometer pecado ni desobedecer las órdenes de Dios. Además, los ángeles no dejan de cumplir con sus deberes, como adorar a Dios, glorificar a Dios, registrar las obras de los seres humanos, transmitir la Revelación Divina a los profetas, proteger a las personas, ayudar a los creyentes, proveer sustento material y espiritual, tomar las vidas en el momento de la muerte, guiar a las personas y ejecutar los castigos divinos.
Los ángeles tienen diferentes clases y rangos. Los Arcángeles, es decir, Gabriel, Miguel, Rafael y Azrael tienen una posición superior a otros ángeles, y se consideran los ángeles más cercanos a Dios (Muqarrab).

¿Qué son los ángeles?

Pintura de un ángel, estilo islámico, iraní, siglo XVI (D.C)

Los ángeles son agentes de Dios para ejecutar Sus órdenes en el universo. En otras palabras, se consideran como mediadores entre Dios y el mundo humano.[1]
Los teólogos musulmanes los consideran seres sobrenaturales que poseen algún tipo de cuerpos sutiles y luminosos que pueden tomar diferentes formas.[2] Sin embargo, un grupo de filósofos musulmanes considera que los ángeles están más allá del cuerpo físico; Ellos creen que los ángeles tienen atributos que no encajan en el cuerpo físico.[3] Según Al-lame Tabatabai, lo que se ha mencionado en los hadices sobre las formas físicas que toman las ángeles son las apariciones ante los ojos de los seres humanos.[4] Según un hadiz del Imam Sadiq (P), los ángeles son creados a partir de la luz.[5]

Posición

La creencia en la existencia de los ángeles forma una parte de la doctrina islámica[6], y la fe en ellos se ha equiparado con la fe en la oración y el ayuno. La creencia en los ángeles es uno de los elementos esenciales de la fe en la Profecía Divina.[7]

La palabra árabe “Malik” (مَلِک ; literalmente: ángel) se ha usado 88 veces en el Corán.[8] En el sermón al-Ashbah, del Imam Ali (P) ha hablado de la creación de los ángeles, sus tipos, sus características y sus deberes.[9] En el libro de Bihar al-Anwar se han mencionado más de cien narraciones sobre la naturaleza de los ángeles, sus deberes, la infalibilidad de los ángeles y las características de los arcángeles.[10] La tercera súplica de Sahifa Sayyadiyya se trata de los ángeles cercanos a Dios.[11]

Según los hadices, los ángeles son las creaciones de Dios más numerosas en el universo. Muchas narraciones han hablado de la abundancia de los ángeles en el universo.[12] Se ha afirmado en los hadices que la creación de los ángeles fue después de la creación de la luz del Profeta (P) y los Imames (P).[13]
Es de hacer notar que, algunos politeístas adoraban a los ángeles en la época pre-islámica, y aunque los consideraban creación de Dios, aún creían que tenían independencia en la acción y poder.[14] Según el Corán, algunos politeístas consideraban que los ángeles eran hijas de Dios.[15]

Creencia en los ángeles en otras religiones

  • La creencia en los ángeles también se han mencionado en otras religiones; En el zoroastrismo, los ángeles se consideran la creación de Ahura Mazda, en esta religión, Ahura Mazda es el nombre de Dios.
  • En el judaísmo, los ángeles son considerados los siervos de Dios que cumplen Sus órdenes en la tierra y trasmiten la revelación divina a los humanos.
  • En el Cristianismo, según el Evangelio, los ángeles fueron creados antes que los humanos y se consideran guardianes de los humanos. Uno de los rituales comunes en las iglesias cristianas es saludar y venerar a algunos ángeles como Miguel.[16]

Cargos y Deberes

En el Corán se han mencionado algunos deberes de los ángeles, entre ellos:

  • Transmitir la revelación divina (entregar el mensaje de Dios a los profetas)[17]
  • Administrar los asuntos del mundo basado en las ordenes de Dios
  • Transmitir la gracia divina a las criaturas[18]
  • Pedir perdón por la gente[19]
  • Interceder por los creyentes[20]
  • Ayudar a los creyentes[21]
  • Maldecir a los incrédulos e hipócritas[22]
  • Registrar las obras de los siervos[23]
  • Tomar las almas en el momento de su muerte[24]
  • Algunos ángeles siempre están ocupados adorando y glorificando a Dios y no hacen nada más[25]

Los ángeles también están presentes en el mundo del Barzaj[26] y en el más allá; Algunos de ellos sirven en el Paraíso[27] y algunos son los guardianes del infierno.[28]

Tipos y rangos de ángeles

Según Al-lame Tabatabai, los ángeles tienen diferentes rangos y posiciones. La posición de algunos de ellos puede ser más alta o más baja que otros.[29] Según las aleyas del Corán, un grupo de ellos son agentes y aislantes del ángel de la revelación, Gabriel[30] y un grupo son agentes del ángel de la muerte, Izra'il.[31]

Según Mul-la Sadra algunos ángeles son responsables de los cuerpos celestiales, y otros se encargan de los asuntos terrenales.[32]

Los Arcángeles

Según el Corán y los hadices, algunos ángeles tienen una posición más alta que otros ángeles y una mayor cercanía a Dios. Estos ángeles son conocidos como Arcángeles. Los cuatro arcángeles conocidos son los siguientes:

  • Gabriel, quien trasmite la revelación divina y los mensajes de Dios a los profetas .
  • Izra'il (Azrael), quien se encarga de tomar las almas en el momento de su muerte.
  • Miguel, quien es el mediador del sustento entre Dios y las criaturas.
  • Rafael, quien se encarga de soplar la trompeta de la Resurrección.[33]

Particularidades y Atributos

Algunas de las particularidades de los ángeles son las siguientes:

infalibilidad

Los shiítas y la mayoría de los sunitas consideran que los ángeles son inmunes a cualquier pecado.[34] Sin embargo, algunos sunitas no aceptan la infalibilidad de los ángeles, y consideran que la infalibilidad es el atributo de ciertos tipos de ellos, como los ángeles portadores de la revelación y los arcángeles.[35]
Los eruditos sostienen que según las aleyas, los ángeles son infalibles y no desobedecen a Dios:

"(los ángeles) son siervos honorables (de Dios). No hablan si antes Él no les dirige la palabra, y (cuando obran) actúan siguiendo Sus órdenes."[36]
"… ángeles severos y poderosos, que no desobedecen lo que Dios les ha ordenado y hacen lo que les ha sido ordenado."[37][38]

Al respecto, algunos han dudado de la infalibilidad de los ángeles al referirse a la historia de Iblis que desobedeció a Dios y no se postró ante Adán.[39] Los eruditos shiítas han dado respuestas a tales dudas argumentando que Iblis no era un ángel sino que fue un genio.[40] Según Naser Makarem Shirazi, lo que se ha mencionado en los hadices sobre el castigo de algunos ángeles no se trata de las desobediencia de los ángeles, sino que se refiere a la demora en el cumplimiento de las órdenes divinas.[41]
Al-lame Tabatabai cree que los ángeles realizan todo lo que Dios quiere y obedecen lo que Dios ordena, y por lo tanto no pecan.[42]

¿Acaso los ángeles son superiores al ser humano?

Algunos eruditos musulmanes creen que los ángeles son superiores a los seres humanos, refiriéndose al siguiente versículo:

“En verdad, hemos honrado a los hijos de Adán, y los hemos llevado por tierra y por mar, y les hemos dado sustento de las cosas buenas de la vida, y les hemos favorecido por encima de gran parte de Nuestra creación.”[43]

Otros, refiriéndose a la historia de la prosternación de los ángeles ante Adán, consideran al hombre superior a los ángeles, a condición de que use correctamente sus talentos y capacidades y valore su creación.[44]

La superioridad de los profetas e Imames ante los ángeles

La mayoría de los musulmanes consideran que los profetas son superiores a los ángeles, y la razón de esto es el hecho de que los profetas, a pesar de tener la voluntad y posibilidad de cometer pecado, y con la presencia del poder de la ira y la lujuria en su creación, no pecan ni desobedecen a Dios, a diferencia de los ángeles, quienes no pueden pecar debido a que no tienen los motivos para pecar en su creación.[45] También, los versículos del Corán que se refieren a la postración de los ángeles ante Adán y las enseñanzas que Adán dio a los ángeles demuestran la superioridad del ser humano perfecto sobre los ángeles.[46] Además, los shiítas sostienen que los Imames Infalibles (P) son superiores a los ángeles.[47]

Las apariciones y la encarnación de los ángeles en forma humana

Según el Corán,[48] el Espíritu Santo se le apareció en forma humana a María.[49] Además, según los hadices Gabriel, se le reveló al Profeta Muhammad (P) en la forma de un joven árabe llamado Dahiyah Kalbi.[50] Se ha mencionado en los hadices que cuando los ángeles toman el alma de las personas, dependiendo de si toman el alma de un creyente o de un pecador, le aparecen a esa persona en diferentes formas, agradables u horribles.[51] Los ángeles aparecen con formas diferentes a su forma original.[52] Se ha narrado que nadie ha visto a los ángeles en su forma original, excepto el Profeta Muhammad (PBD).[53]

Los filósofos creen que los ángeles no tienen parejas.[54] Tampoco poseen las particularidades de los seres materiales como la lujuria, la ira,[55] el cambio, la evolución[56] y la capacidad de percibir con los sentidos[57] son razones para su celibato. Sin embargo, Mul-la Sadra cree en el cambio y la evolución para los ángeles en el sentido de que se incrementa el conocimiento y la perfección de un grupo de ellos.[58] En un hadiz, el Imam Ali (P) presentó a un grupo de ángeles como los seres más sabios y cercanos a Dios, a quienes ni el sueño domina la visión, ni el olvido afecta el intelecto, ni la fatiga les cansa.[59]

Poseer alas

Según algunas aleyas del Corán, los ángeles tienen alas.[60] Se han presentado diversas opiniones sobre lo que se entiende por el hecho de que los ángeles tengan alas:
Al-lame Tabatabai cree que las alas de los ángeles se refiere al hecho de que ellos están equipados con una capacidad para trasportarse entre el cielo y la tierra, y no significa que ellos tengan alas como las de los pájaros.[61]
Emam Jomeini cree que los ángeles del mundo de Malakut son incorpóreos y no tienen alas, pero es posible que los ángeles del mundo de Misal tengan alas simbólicas.[62]

Se dice que el número de alas de los ángeles es un signo de su rapidez en el cumplimiento de los mandatos de Dios,[63] un símbolo del poder de transmisión y acción,[64] y una señal que muestra la diferencia en los rangos de los ángeles.[65]

Notas

  1. Tabatabai, Al-Mizan, 1417 H, vol.17, p.6.
  2. Makarem Shirazi, Mensaje del Imam Amir al-Mominin, 1387, vol.1, p.161.
  3. Makarem Shirazi, Mensaje del Imam Amir al-Mominin, 1387, vol.1, p.161.
  4. Tabatabai, Al-Mizan, 1417 H, vol.17, p.13.
  5. Maylisi, Bihar al-Anwar, vol.58, p.306, h15.
  6. Véase: Sura Baqara, versículo 285.
  7. Tabatabai, Al-Mizan, 1417 H, vol.2, p.442.
  8. Rostami y Ale Buye, Seiri dr Asrare Fereshtegan, 2014, página 47.
  9. Nahy al-Balaqa, Sobhi Saleh, 1374, págs. 128-131.
  10. Véase Al-lame Maylisi, Bihar al-Anwar, 1403 H, vol.56, págs. 326-144.
  11. Al-Sahifa Al-Sayyadiya, 1376, págs. 40-36.
  12. Bahrani, al-Burhan, 1416 H, vol.4, p.535.
  13. Al-lame Maylisi, Bihar al-Anwar, Vol. 15, pág. 8 y Vol. 18, pág. 345 y Vol. 24, pág. 88.
  14. Tabatabai, Al-Mizan, 1417 H, vol.19, p.38.
  15. Makarem Shirazi, Tafsir Nemune, 1374, volumen 19, página 171.
  16. Enciclopedia de la Religión, volumen 1, p: 2830, Oxford, Nueva York, (1986, citado por Motaharinia, 1390, p. 59.).
  17. Véase: Sura Nahl, versículo 2 y 102; Sura Abas, versículo 16.
  18. Véase: Sura Nazi'at, versículo 5; Sura Ma'ariy, versículo 4.
  19. Véase: Sura Mu'min, versículo 7.
  20. Véase: Sura Anbiya, versículo 28.
  21. Véase: Sura Ale-Imran, versículos 124 y 125.
  22. Véase: Sura Bagara, versículo 141; Sura Ale-Imran, versículo 87.
  23. Véase: Sura Yunus, versículo 21; Sura Zujurf, versículo 80; Sura Infitar, versículo 11.
  24. Véase: Sura An'am, versículo 62; Sura Nisa, versículo 97.
  25. Véase: Sura Anbiya, versículo 19-20.
  26. Véase: Sura Nahl, versículos 28 y 32.
  27. Véase: Sura Zumar, versículo 72; Sura Anbiya, versículo 103.
  28. Véase: Sura Mudassir, versículo 20.
  29. Tabatabai, Al-Mizan, 1417 H, vol.17, p.12.
  30. Véase: Sura Takwir, versículo 21.
  31. Véase: Sura Saydah, versículo 12; Sura An'am, versículo 62.
  32. Véase Mul-la Sadra, Mafatih al-Qaib, 1363, págs. 350-351.
  33. véase: Sahifah Sayyadiyah, súplica: 3.
  34. Al-lame Maylisi, Bihar al-Anwar, 1403 H, vol.11, p.124.
  35. Zarkashi, Al-Bahr al-Muhait, 1414 H, vol.6, p.21.
  36. Véase: Sura Anbiya, versículos 26-27.
  37. Véase: Sura Tahrim, versículo 6.
  38. Tabatabai, Al-Mizan, 1417 H, vol.17, p.12.
  39. Véase Fayaz Lahiyi, Gohar Murad, 2003, página 426.
  40. Fayaz Lahiyi, Gohar Murad, 2003, página 426.
  41. Makarem Shirazi, Mensaje del Imam Amirul Mominin, 2007, vol.1, p.168.
  42. Tabatabai, Al-Mizan, 1417 H, vol.17, p.12.
  43. Véase: Sura Isra, versículo 70.
  44. Makarem Shirazi, Tafsir Nemune, 1374 S, volumen 12, páginas 200-199.
  45. Al-lame Hel-li, Kashf al-Morad, 1413 H, página 360; Iyi, Sharh al-Mawaqif, 1325 H, volumen 8, página 285.
  46. Iyi, Sharh al-Mawaqif, 1325 H, volumen 8, págs. 283-285.
  47. Ashqar, Alam al-Malaika al-Abrar, 1421 H, p.92.
  48. Véase: Sura Maryam, versículo 17.
  49. Emam Jomeini, Adabe Salat, 1378, página 342.
  50. Por ejemplo, ver: Al-lame Maylisi, Bihar al-Anwar, 1403 H, vol.20, p.210.
  51. Al-lame Maylisi, Bihar al-Anwar, 1403 H, vol.12, p.74.
  52. Tabatabai, Al-Mizan, 1417 H, vol.17, p.13.
  53. Ashqar, Alam al-Malaika al-Abrar, 1421 H, página 11.
  54. Véase Fayaz Lahiyi, Gohar Murad, 2003, página 427.
  55. Al-lame Hel-li, Kashf al-Morad, 1413 H, página 360.
  56. Tabatabai, Al-Mizan, 1417 H, vol.17, p.13.
  57. Ashqar, Alam al-Malaika al-Abrar, 1421 H, p.5.
  58. Mul-la Sadra, Tafsir al-Qur'an al-Karim, 1366, vol.2, p.371.
  59. Qomi, Tafsir al-Qami, 1404 H, vol.2, p.207.
  60. Tabarsi, Majmam al-Bayan, 1372, vol.8, p.625.
  61. Tabatabai, Al-Mizan, 1417 H, vol.17, p.7.
  62. Emam Jomeini, Comentario sobre cuarenta hadices, 1380, página 414.
  63. Sabzevari, Ershad al-Azhan, 1419 H, página 440.
  64. Makarem Shirazi, Al-Amsal, 1421 H, volumen 14, página 13.
  65. Husaini Hamadani, Anwar Derajshan, 1404 H, página 259.

Bibliografía

  • Al-lame Hel-li, Hasan Ibn Yussef, Kashf al-Murad fi Sharh Tayrid al-Itqad, corregido por Hasan Hassanzadeh Amoli, Qom, Al-Nashr al-Islami, 1413 H.
  • Al-lame Maylisi, Muhammad Baqir, Bihar al-Anwar, Beirut, Dar Ihya al-Turaz al-Arabi, segunda edición, 1403 H.
  • Al-Sahifa Al-Sayyadiya, Qom, Editorial Al-Hadi, 1376 S.
  • Ashqar, Omar Suleiman, Alam al-Malaika al-Abrar, Jordania, Dar al-Nafis, 2000.
  • Bahrani, Sayyed Hashim, Al-Burhan fi Tafsir al-Qur'an, Teherán, Fundación Ba'zat, 1416 H.
  • Emam Jomeini, Sayyed Ruhollah, Adaab al-Salat, Teherán, Instituto para la Publicación de las Obras del Emam Jomeini, Teherán, 1378.
  • Emam Jomeini, Sayyed Ruhollah, Comentario sobre 40 hadices, Qom, Instituto para la Publicación de las Obras del Emam Jomeini, 1380.
  • Fajr Razi, Muhammad, Mafatih al-Qaib, Beirut, Dar Ihiya al-Turaz al-Arabi, 1420 H.
  • Fayaz Lahiyi, Abdul Razzaq, Gohar Murad, Teherán, Sayeh, 1388 S.
  • Husaini Hamdani, Sayyed Mohammad Husain, Anwar Derajshan, investigación de Mohammad Baqer Behbudi, Teherán, librería Lotfi, 1404 H.
  • Iyi, Mir Sayyed Sharif, Sharh al-Mawaqif, revisado por Badr al-Din Nasani, al-Sharif al-Razi, Qom, 1325 H.
  • Makarem Shirazi y otros, Naser, Tafsir Nemune, Teherán, Dar al-Kutb al-Islamiya, 1374.
  • Makarem Shirazi, Naser, Al-Amsal fi Tafsir Kitabul-lah al-Munzal, Qom, Escuela Imam Ali Ibn Abi Talib, 1421 H.
  • Makarem Shirazi, Naser, El Mensaje del Imam Amir al-Mu'minin, (Payame Emam), Teherán, Dar al-Kitab al-Islamiya, 1387 S.
  • Motaharinia, Mahmud, Fereshtegane Elahi dar Resane, (Gabriel y Mikael), Qom, 1390.
  • Mul-la Sadra, Mohammad Ibn Ibrahim, Mafatih Al Qaib, Teherán, 1363 S.
  • Mul-la Sadra, Muhammad Ibn Ibrahim, Tafsir al-Qur'an al-Karim, investigado por Muhammad Jayawi, Qom, Bidar, 1366 S.
  • Nahy al-Balaqa, corregido por Sobhi Saleh, Qom, 1374 S.
  • Qomi, Ali Ibn Ibrahim, Tafsir al-Qomi, corregido por Tayyeb Musavi Al-Yazaeri, Qom, Darul Kitab, tercera edición, 1404 H.
  • Rostami y Ale Buye, Mohammad Zaman y Tahereh, Seiri dar Asrare Fereshtegan, Qom, 2013.
  • Sabzevari Nayafi, Muhammad Ibn Habibullah, Irshad al-Azhan, Beirut, Dar al-Ta'aruf, 1419 H.
  • Tabarsi, Fazl Ibn Hasan, Mayma al-Bayan fi Tafsir al-Qur'an, Naser Josro, Teherán, tercera edición, 1372 S.
  • Tabatabaei, Sayyed Mohammad Husain, Al-Mizan fi Tafsir al-Qur'an, Beirut, Instituto Al-Alami, Qom, quinta edición, 1417 H.
  • Turaihi, Fajr al-ddin, Mayma Al-Bahrain, editado por Ahmad Husaini, Teherán, Librería Morteza, 1416 H.
  • Zarkashi, Muhammad Ibn Abdullah, Al-Bahr al-Muhait fi Usul Fiqh, Dar al-Katbi, 1414 H.