prioridad: c, calidad: b
sin ficha

Iqama

De WikiShia
Saltar a: navegación, buscar

Iqama (en árabe: الإقامة ) es un conjunto de frases recitadas después del Azan antes de proceder con la oración. El Iqama no es un acto obligatorio, sino que es muy recomendable recitarlo antes de las oraciones diarias obligatorias como una Sunna profética.

Las frases del Iqama

El Iqama consta de 17 frases:

Texto del Iqama en árabe Iqama Traducción del Iqama

اَللّهُ اَکبَرُ

اَشْهَدُ اَنْ لا اِلَهَ إِلاَّ اللّهُ

اَشْهَدُ أَنَّ مُحَمَّداً رَسُولُ اللّهِ

(اَشْهَدُ أَنَّ عَلِیاً وَلِی اللّهِ)[1]

حَی عَلَی الصَّلاةِ

حَی عَلَی الْفَلاحِ

حَی عَلی خَیرِ الْعَمَلِ

قَد قامَت الصَّلَوةُ

اَللّهُ اَکبَرُ

لا اِلَهَ إِلاَّ اللّهُ

(Al-lâhu akbar), dos veces;

(Ash-hadu an la ilâha il-lal-lâh), dos veces;

(Ash-hadu anna muhammadan rasúlu-l-lâh), dos veces;

(Ash-hadu anna 'Alían Waliu-l-lâh), dos veces;

(Haiia 'ala-s-salât), dos veces;

(Haiia 'ala-l-falâh); dos veces;

(Haiia 'ala jairi-l-'amal), dos veces;

(Qad qâmati-s-salât), dos veces;

(Al-lâhu akbar), dos veces;

(La ilâha il-lal-lâh), una vez;

Dios es el Más Grande

Doy testimonio que no hay dios sino Allah

Doy testimonio que Muhammad es el Enviado de Allah

(Doy Testimonio que Alí es el Walí de Allah)

Apresuraos a la oración

Apresuraos a la felicidad

Apresuraos a la mejor acción

Se estableció la oración

Dios es el Más Grande

No hay dios sino Allah


Las frases del Iqama son las mismas que las del Azan, excepto por dos frases:

La frase "Qad qamat al-salat" (la oración ciertamente se ha establecido) se recita dos veces después de "Hayya 'ala jayr al-'amal" (Apúrate hacia el mejor de los hechos) y antes de los dos últimos "Allah-u Akbar" (Alá es el más grande).
Iqama comienza con dos "Allahu Akbar" y termina con un "La ilaha illallah" (No hay dios sino Allah) a diferencia de Azan, que comienza con cuatro "Allahu Akbar" y termina con dos "La ilaha illallah".

Diferencia del Azan entre los shiítas y los sunitas

La frase “ash-hadu anna 'alíian walíul-láh” (Doy Testimonio que Alí es el Walí de Allah) no es parte del Azan ni del Iqama,[2] pero es recomendable recitarla con la intención de complacer a Dios. Esta frase se recita dos veces luego de la frase “Ash-hadu anna muhammadan rasúlu-l-lâh” (Doy testimonio que Muhammad es el Enviado de Allah).[3]

También, la frase “Haiia 'ala jairi-l-'amal” (Apresuraos hacia la mejor de las obras) se recita particularmente por los musulmanes shiítas, y es una característica distintiva de esta escuela. El Imam 'Ali (P) solía recitar esta frase en el Azan y había sido parte del Azan hasta que 'Umar la omitió con la excusa de que esta frase debilitaría la motivación de las personas para participar en el Yihad.[4]

En lugar de esta frase, él sugirió recitar en el Azan la frase “Assalatu Jayrun min al-Nawm” (La oración es mejor que el sueño). Esta innovación fue criticada por los musulmanes shiítas ya que la oración, como la mejor de las obras, no puede ser comparada con una acción inferior como el sueño. [5]

Otras diferencias

  • Los sunitas Hanafis recitan cada frase del Iqama dos veces.
  • Los sunitas Malikis recitan cada frase del Iqama una vez.
  • Los sunitas Hanbalis y la mayoría de los Shafi'is recitan cada frase del Iqama una vez, excepto la frase "Qad qamat al-salat", que la recitan dos veces.[6]

Reglas relacionadas

  • Es recomendable recitar el Azan y el Iqama antes de empezar las oraciones diarias obligatorias; pero no es necesario recitar el Azan y el Iqama para otras oraciones obligatorias.[7]
  • Es recomendable al primer día del nacimiento de un bebé o antes de cortarle el cordón umbilical recitar el Azan en su oído derecho y el Iqama en su oído izquierdo.
  • En las oraciones colectivas, si una persona recita el Azan y el Iqama, las demás personas no deben recitarlos.
  • Se debe pronunciar correctamente el Azan y el Iqama en árabe.
  • No se puede recitar el Azan y el Iqama antes de la llegada del horario de la oración.[8]

Los actos recomendables del Iqama

Es recomendable mientras se recita el Iqama, estar tranquilo, recitarlo con entonación más baja que el Azan, y no dejar mucho espacio entre las frases. Es mejor poner una distancia entre el Azan y el Iqama y ocuparse en ese tiempo tomando un paso hacia adelante, sentándose un momento, haciendo una prosternación, suplicando o realizando dos ciclos de la oración. [9]

Notas

  1. no es parte del Azan ni del Iqama, pero es recomendable recitarla con la intención de complacer a Dios. Esta frase se recita dos veces luego de la frase (Ash-hadu anna muhammadan rasúlu-l-lâh) “Testimonio que Muhammad es el Enviado de Allah”..
  2. Sabzewari, tomo 12, p. 21
  3. Sheij Tusi, al-Nahaya, p. 80
  4. Ref. Qazi Nu'man, tomo. 1, p. 143; Abu Abdullah Alawi, p. 16
  5. al-Kulaini, tomo. 3, p. 303; Sayyed Murtaza, p. 39; Comparar Sheij Tusi, al-Istibsār, tomo. 1, p. 308.
  6. Sheij Tusi, al-Jilaf tomo 1, p. 91;Ibn Hubaire, tomo 1, p. 81
  7. Yazdi, Urwa al-Wuzqa, tomo 1, p. 409-410
  8. Makarem Shirazi, Leyes Prácticas del Islam
  9. Makarem Shirazi, Leyes Prácticas del Islam

Bibliografía

  • Ibn Hubaire, Yahya, al-Ifsah, Alepo, 1927.
  • Makarem Shirazi, Naser, Leyes Prácticas del Islam, Madrese Amir al-Mu’minin, Qom.
  • Sheij Tusi, al-Jilaf, Teheran, 1377 H.
  • Yazdi, Sayyed Muhammad Kazim, ‘Urwa al-Wuzqa, Qom, 1420 H.