prioridad: b, calidad: b
sin navbox
sin redirección

Tasbih de Fátima al-Zahra (P)

De WikiShia
(Redirigido desde «Tasbih de Fatima al-Zahra (P)»)
Saltar a: navegación, buscar

El Tasbih de Fátima al-Zahra (P) (en árabe: تسبيح الزهراء عليها السلام ) es una práctica islámica dirigida a recordar a Dios repitiendo ciertas frases de alabanzas (Dhikr). Esta práctica consiste en pronunciar 34 veces la frase “Allah Akbar” (Dios es el más grande), 33 veces “al-Hamd li Allah” (Alabado sea Dios) y 33 Veces “Subhan Allah” (Gloria a Dios). Según los hadices, el Profeta Muhammad (PBD) fue quien enseñó esta práctica a su hija Fátima al-Zahra (P). Incluso, en las fuentes islámicas hay muchos hadices que recomiendan pronunciar el Tasbih de Fátima al-Zahra (P) después de las oraciones diarias.

Origen del Tasbih de Fátima al-Zahra (P)

Súplica
مسجد جامع خرمشهر.jpg

El Sheij Saduq narró del Imam Alí (P) que él y la Señora Fátima (P) habían ido ante el Profeta Muhammad (PBD) para pedirle que una sirvienta los ayudase con las tareas de hogar. Respondiendo a su petición, el Profeta (PBD) le enseñó a la Señora Fátima (P) este Tasbih, y le dijo que esta práctica era mejor para ellos que una sirvienta.[1]

Condiciones y protocolos

Es recomendable, que el orante después de finalizar la oración, pronuncie el Tasbih de Fátima Zahra (P). Esta práctica tiene los siguientes protocolos:

  • Observación del número y el orden de las frases: primero, “Allah Akbar” (Dios es el más grande) 34 veces, después, “al-Hamd li Allah” (Alabado sea Dios) 33 veces, y finalmente “Subhan Allah” (Gloria a Dios) 33 veces.
  • Es recomendable que el orante pronuncie estas frases con una cordial atención.
  • Es recomendable pronunciar el Tasbih inmediatamente después de la oración, antes de cambiar de posición.
  • Es desaconsejable interrumpir el Tasbih.[2]

Importancia del Tasbih de Fátima al-Zahra (P) desde el punto de vista de los Hadices

En las fuentes islámicas, se han narrado numerosos hadices sobre la importancia de esta práctica y entre ellos se destacan los siguientes:

  • Abu Harun al-Makfuf narró:

El Imam Sadiq (P) me dijo: ¡Oh, Abu Harun! De la misma manera que ordenamos a nuestros hijos rezar, les ordenamos realizar el Tasbih de Fátima al-Zahra (P). Así; persiste con la realización de esta práctica, porque todo siervo de Dios que persista en esto no será infeliz.[3]

  • Se ha narrado que el Imam Baqir (P) dijo: “Quien pronuncie el Tasbih de la Señora Fátima (P) y luego pida perdón a Dios, será perdonado. Esta práctica aleja a Satanás y complace a Dios, el Misericordioso.” [4]
  • El Imam Baqir (P) ha dicho: “Para alabar y recordar a Dios, no hay una adoración mejor que el Tasbih de la Señora Fátima (P). Si hubiera existido una mejor práctica, el Mensajero de Dios (PBD) se la habría enseñado a la Señora Fátima (P).”[5]
  • Se narrado por el Imam Sadiq (P): “Quien glorifica a Dios 100 veces después de una oración obligatoria con el Tasbih de la Señora Fátima (P) y luego dice La Ilaha Illa Allah (No hay más dios que Allah), será perdonado.” [6]
  • En otro hadiz, el Imam Sadiq (P) dijo: “El Tasbih de la Señora Fátima (P) realizado cada día después de cada oración, es más agradable ante Dios que realizar mil ciclos de oración todos los días.” [7]
  • Se ha citado del Imam Sadiq (P): “Quien pronuncie el Tasbih de la Señora Fátima (P) después de una oración obligatoria y antes de cambiar de posición, será perdonado por Dios.” [8]

Notas

  1. Man la Yahzuruhu al-Faqih, tomo 1, pág. 320
  2. Akbari, pág. 41
  3. Sheij Saduq, Sawab al-A’mal, pág. 315
  4. Sheij Saduq, Sawab al-A’mal, pág. 315
  5. Wasa’il al-Shi’a, tomo 4, pág. 1024, hadiz 1
  6. Wasa’il al-Shi’a, tomo 4, pág. 1023, hadiz 3
  7. Wasa’il al-Shi’a, tomo 4, pág. 1024, hadiz 2
  8. Wasa’il al-Shi’a, tomo 4, pág. 1022, hadiz 4

Bibliografía

  • Akbari, Mahmud, Ahkam wa Nokteha darbareye Hazrate Zahra, Revista Mobalegan, no 44.
  • Sheij Hurr al-'Ameli, Wasa'il al-Shi'a, Beirut, 1983.
  • Sheij Saduq, Man la Yahzuruhu al-Faqih, Qom, 1413 hégira lunar.
  • Sheij Saduq, Sawab al-A'mal wa 'Iqab al-A'mal, traducción persa, Qom, 1382 hégira solar.